Cuidado de su Protesis

Las protesis removibles, son aquellas que se pueden poner y quitar, pueden ser de 2 tipos:

dentistas junta andaluciaCompleta: sustituye a todos los dientes,
dentistas junta andaluciaParcial: se apoya sobre los dientes naturales con ayuda de ganchos.

Estas protesis reestablecen el equilibrio dental y le permiten realizar las funciones naturales que desempeñaban sus dientes.

Cuando su dentista le coloca una protesis removible, ya sea completa o parcial, se la adaptará perfectamente, pero necesitará algún tiempo para habituarse a ella.
Pronto podrá masticar y hablar de forma natural.

Su protesis realizada con los materiales más modernos, necesita unos cuidados para conservarla largo tiempo y en perfecto estado.

Debe colocarla en la boca con la ayuda de sus manos, haciendo presión con los dedos, sin apretarla con sus dientes, porque puede romperla con los dientes de apoyo.

Después de cada comida debe quitarse la protesis, encima del lavabo, lleno de agua, con el fin de amortiguar el golpe si se cayera. Debe cepillarse sus dientes naturales con normalidad.

La protesis se puede limpiar con un cepillo duro y jabón, para ello no se debe usar pasta de dientes ni cepillo dental.

Para dormir conviene que se la quite. Así la encía y los tejidos se revascularizan y descansan.

Si su protesis tiene ganchos o paladar metálico nunca use lejía para limpiarla porque estropearían el metal.

De su perfecta higiene dependerá que los dientes naturales, que le sirven de apoyo no se pierdan, y la salud de las mucosas y encias sobre las que asienta la protesis se mantenga.

Una protesis sucia puede causar mal olor, irritar y dañar las encias y dificultar la digestión por una mala masticación.

Al principio la protesis puede parecer demasiado grande y moverse a causa de la saliva. Pero si usted traga con más frecuencia este problema y el exceso de saliva desaparecerá.

La dentadura inferior puede ser desplazada fácilmente por los músculos de la boca y al masticar, necesitará un tiempo para adaptarse.

Cuando comience a usar la protesis puede darse algún ligero dolor o inflamación. Es normal, pero si persisten los puntos inflamados, úlceras o irritación en las encias, consulte a su dentista.

Al principio puede parecerle que habla de una forma extraña. Practique la lectura en voz alta, delante de un espejo.

Nunca trate de arreglar la protesis usted mismo, puede estropearla. Sólo su dentista sabe como repararla correctamente.

Los primeros días tome sólo alimentos tiernos y evite grandes comidas hasta que pueda dominarlas. Coma poca cantidad varias veces al día y mastique despacio antes de tragar.

La placa de la protesis se adaptará perfectamente a la mucosa y la presión es uniforme, pero los tejidos de las encias suelen cambiar, las mucosas se retraen con el tiempo y los huesos sufren algunos cambios. Como la protesis se mantiene inalterable, entonces la presión deja de ser uniforme y la protesis se sujeta mal, provoca irritación y molestias.

Debe consultarnos para que se la adaptemos de nuevo.